Vale, llega el calor y el verano, y es un momento del año en el que con las vacaciones y el descanso solemos descuidar bastante la alimentación, y luego, en septiembre queremos recuperar la figura que hemos perdido en verano…

¿No es mejor mantener también durante el verano una alimentación sana y equilibrada? Claro que podemos darnos algún capricho, incluso más de uno y de dos, pero, siempre teniendo claro que hay que cuidar lo que comemos para estar saludables. Eso siempre.

Una cosa que hay que saber es que el verano es una época en la que la fruta y la verdura es muy variada, y todos conocemos los beneficios de comerla habitualmente, ¿verdad?

Algunos consejos para tu alimentación en verano

Para que todo vaya bien en el periodo estival, te voy a dejar algunas pautas muy sencillitas. Verás como te van genial.

Hidrátate bien

En verano perdemos muchísimo líquido, y ya sabes que el cuerpo necesita reponerlo para que pueda cumplir su misión. Por ese motivo, comer frutas y verduras es un gran consejo, y, naturalmente, ¡beber mucha agua fresquita para combatir el calor!

La dieta Mediterránea es fantástica

Así es. Es super completa y super equilibrada. Aceite de oliva, fruta y verdura, pan y cereales, pasta, arroz, legumbres… También es muy buena idea consumir las carnes rojas con moderación y sustituirlas por el pescado y los huevos. Lo ideal es que comas alimentos que estén poco procesados.

Elimina las bebidas con muchas calorías

Si lo que tú quieres es controlar tu peso, lo ideal es que elimines por completo esas bebidas que tienen muchas calorías. Ejemplos de este tipo de bebidas son los refrescos con azúcar y las bebidas con o sin alcohol. Y si necesitas algo más dulce, siempre puedes utilizar edulcorante o cambiarlas por agua, infusiones o bebidas light.

Menos carnes rojas

Ya lo hemos mencionado antes, pero ahora te quiero hablar de esto un poco más en profundidad. Es más recomendable consumir pescado que carne en nuestra dieta, unas 5 o 6 tomas de pescado de las que por lo menos 3 deberían consistir en pescado azul.

Controla la cantidad de comida que consumes

En verano nos relajamos mucho, y en muchas ocasiones comemos demasiado sin controlar lo que ingerimos. Eso no es nada bueno. Debes controlar en todo momento las cantidades que comes, incluso en el caso de que lo que comas sean alimentos saludables.

No te compliques la existencia con comidas complicadas

Hay muchas recetas sencillas y sin muchas calorías que puedes hacer, como el gazpacho, y que además son super fresquitas. Geniales para esta época del año.

Como ves, es muy sencillo mantener una alimentación equilibrada en verano. De todas formas, si necesitas cualquier cosa siempre puedes contactar conmigo.